Pulsómetro septiembre 2014

Mayoría no ve necesidad de ‘palanca’ para lograr éxito en Barranquilla

Al medir la gestión pública de los ediles, el 81,8% de los barranquilleros sondeados por el Pulsómetro de septiembre dice que no identifica a ninguno de los de su localidad, y el 65,4% no conoce sus funciones.

En Barranquilla la meritocracia parece que da resultados, a juzgar por las respuestas de 456 personas consultadas para la novena versión del Pulsómetro de EL HERALDO e Inpsicon, pues un 43% dice estar de acuerdo, o muy de acuerdo, en que en esta ciudad no se necesita de ‘palancas’ para tener éxito.

Sin embargo, un 27,6% piensa que las ‘palancas’ (las ayudas, el empujoncito o los padrinos) sí son necesarias en Barranquilla, al ser interrogado para conocer la percepción que tiene sobre su calidad de vida. Esta respuesta está correlacionada con otro de los interrogantes planteados en el Pulsómetro sobre si en Barranquilla se tiene que acudir al tráfico de influencias para realizar trámites o procedimientos en entidades públicas. El 45,4% está de acuerdo con que es necesario y el 37,5% dice que no.

El porcentaje de personas que dijo estar “muy en desacuerdo” es igual al que dijo estar “muy de acuerdo” (28,5% cada uno), pero al analizar las respuestas en un cruce estadístico realizado con el estrato socioeconómico de los encuestados se tiene que es el estrato 6 donde hay la mayor cantidad de personas que están de acuerdo con que han tenido que acudir al tráfico de influencias.

El Pulsómetro es un proyecto investigativo de medición ciudadana que evalúa mes a mes, en las 5 localidades de la capital del Atlántico, la calidad de vida, la gestión pública y las condiciones de Barranquilla como una ciudad para vivir y visitar. Esta iniciativa es producto de una alianza entre la Casa Editorial EL HERALDO y la firma Inpsicon –especializada en investigaciones de mercado– y tiene la finalidad de contribuir a la formación de la opinión pública y fomentar la participación de los ciudadanos en los asuntos que determinan su calidad de vida.

A los consultados también se les preguntó sobre las quemas en el parque Isla Salamanca. El 44,1% de los encuestados dijo que está “muy de acuerdo” con que la contaminación que producen les afectan en su día a día y el 27,2% responsabilizó a la propia comunidad por ellas.

Gestión pública. Siguiendo con el sondeo que mes a mes ha venido haciendo sobre la percepción ciudadana de  la gestión  los gobernantes locales, el Pulsómetro preguntó a los encuestados cómo califica la gestión de la Alcaldía de Barranquilla en lo que va del año. En tal sentido se percibe una ligera mejoría en la favorabilidad, pues en agosto el 20% la calificó como “buena” y el 50% como “regular”, mientras que en septiembre fue el 27,9% y 38,6, respectivamente.

En cuanto a la Gobernación del Atlántico la percepción no ofrece mayor variación. El 23,5% califica la gestión como buena y el 41% como regular, lo que quiere decir que para el 64,5% de los participantes  la calificación es aceptable.

Con respecto al Concejo Distrital y la Asamblea del Atlántico, la opinión ciudadana se mantiene desfavorable, pues prima la evaluación negativa y el desconocimiento sobre quiénes son y qué hacen los concejales y diputados.

La gestión de ambas corporaciones es calificada como regular por el 32,9% de los encuestados para el caso de la Asamblea, y por el 35,3% en lo que respecta al Concejo. Valdría la pena entonces que en ambos casos hubiera mayores esfuerzos de rendición de cuentas y que la ciudadanía también se esforzara por hacer mayor seguimiento de  las actuaciones de quienes eligieron en las urnas.

También la gestión de la Policía Metropolitana es calificada como regular por la mayoría de los consultados. (33,8%). Un 25,2% la consideró “buena” y un 20,2% dice que es “mala”. En este punto es bueno recordar que en su pasada versión, el Pulsómetro mostró que el problema que más preocupa a los barranquilleros es la inseguridad, por lo que se infiere que tal percepción incide a la hora de evaluar a la institución policial.
¿y los ediles?. Sin embargo, a nivel de barrios y localidades sigue siendo débil el reconocimiento que el ciudadano hace de sus representantes más cercanos, los ediles. Un 81,8% de los consultados dice que no conoce a ninguno de los ediles de su sector, mientras que el 65,4% no sabe qué funciones cumplen. (Ver infografía)

Este resultado, va muy de la mano con la que arrojó el Pulsómetro de agosto, cuando el 100% de los consultados dijo que no conocía a ninguno de los alcaldes locales de Barranquilla. La diferencia entre unos y otros es que mientras estos –los cinco alcaldes locales– fueron nombrados por la alcaldesa de una terna, aquello, los 75 ediles, fueron elegidos por el voto popular. (ver infografía)

Taxistas: opiniones divididas frente al decreto 1047

En septiembre el Pulsómetro también hizo un análisis de la percepción de los taxistas sobre la calidad de vida, la movilidad y la gestión pública en Barranquilla.

Tras conocer y analizar los resultados obtenidos mediante la técnica de grupo focal, se concluye que en relación al decreto 1047, que obligará a taxistas a cotizar seguridad social, hay posiciones encontradas.

Se puede concluir que la actitud de los conductores con respecto a esta medida está ampliamente relacionada con qué tan organizado se encuentran estos asuntos con sus respectivas estaciones.

El estudio aplicado a diez conductores de las estaciones de taxis La Libertad y Coliseo arrojó también que el gremio de los taxistas en Barranquilla se siente excluido por tanto por el Gobierno Nacional como por el local. Ellos dicen que no se sienten parte de las medidas que les atañen y consideran que su voz no es tenida en cuenta por las autoridades.

Al discutir temas de índole público, las entidades que se encuentran referenciadas en el imaginario de los conductores son la Alcaldía Distrital y la Policía Metropolitana, de las demás poco conocen y no generan mayor interés para ellos, pues consideran que las medidas que la Gobernación, el Concejo y la Asamblea toman no repercuten en su labor como taxistas.

Se evidenció la fuerte preocupación del gremio por los problemas de tráfico que aquejan a Barranquilla y creen que las medidas, aunque contribuyen en parte a disminuir el problema, no son la solución definitiva a él.

46,9% prefiere celebrar Día de Angelitos más que la Noche de Brujitas

El Pulsómetro del mes de septiembre le preguntó a los barranquilleros en el apartado ‘Ciudad para vivir y visitar’, sobre los eventos culturales a los que asiste y sobre dos celebraciones del mes de  octubre, inmersas en la cultura popular: Día de los Angelitos y la Noche de Brujitas. El Carnaval de Barranquilla ocupó el primer lugar con un 43.2 % con respecto a la agenda cultural de la ciudad.

Los consultados también marcaron como favoritos: Barranquijazz (5.0%); conciertos musicales (1.8%) y el Carnaval de las Artes (1.3%). Además eventos en la Plaza de la Paz (0.7%) y obras teatrales (0.7%). El Pulsómetro recomienda sumar esfuerzos para aumentar la oferta de los mismos.

Por otra parte, un 46.9% respondió que prefiere festejar el Día de los Angelitos. La marcación para la Noche de Brujitas fue de 24.6%. Queda la inquietud cómo sería el resultado si la encuesta se hubiera aplicado a niños o ¿habrá que celebrar dos fiestas seguidas, la una de la otra?




EVENTOS


Redes Diciembre 4-11

Marcas + 2017